Hasta ahora sabíamos que Google usaba el contenido, el cumplimiento de estándares y la cantidad de enlaces hacia una página, entre otros aspectos, para determinar su “Page Rank” y definir en qué lugar aparecía dentro de las páginas de resultados de una búsqueda.
Pero los ingenieros de las letras de colores siguen trabajando y el viernes pasado registraron una patente para algo que llaman “Agent Rank” y que consiste en una tecnología para incorporar al autor del contenido como un criterio más para determinar la calidad del mismo y así “subirlo” o “bajarlo” en el orden en que se exhiben los resultados de la búsqueda.
La imagen muestra que en el propio buscador, aún no conocen el términoEl tema es tan nuevo que ni siquiera Google lo reconoce en las búsquedas e intenta corregir la palabra (ver imagen). Al mismo tiempo, los blogs especializados en SEO le dan vueltas y más vueltas (ver en: inglés / español). Habrá que esperar para ver de qué se trata y cómo nos afecta o beneficia.

Escribe un Comentario

Tu correo electrónico nunca será compartido. Los campos requeridos están marcados con *

*
*