No es el lugar de Google donde guardan el dinero para comprar cosas como FeedBurner, Blogger o YouTube.
Se trata de que un estudio presentado en noviembre pero que se está comercializando por estos días, describe el “triángulo dorado” que utilizan los usuarios de los principales buscadores (Google, MSN y Yahoo!) para discriminar qué es lo que más ven cuando aparece la página de resultados del buscador. Es un triángulo formado por la parte superior en que se muestra el término buscado y el número de páginas encontradas; luego baja por la izquierda hasta el tercer o cuarto resultado que aparece sin necesidad de mover el mouse. El área cubierta por la mirada (que tiene la forma de un triángulo) es lo que existe para el usuario y lo demás, simplemente no se ve.
El trabajo, al que llegué vía una interesante reflexión de Jesús Encinar, fue realizado por Enquiro usando la metodología de Eyetools para eyetracking.
En estricto rigor se trata de la segunda versión, ya que la primera data de 2005, se refería sólo a Google y recibió muchos comentarios, incluyendo al propio Jakob Nielsen quien a partir de esos resultados, hizo su propio trabajo para luego anunciar la existencia de la forma de “F” en la visualización los contenidos.
La diferencia es que esta vez se incluyó en la investigación a Google, MSN y Yahoo!, obteniendo resultados similares: los usuarios tienen igual comportamiento en los buscadores más importantes.
Aunque sólo publica un resumen, para que uno se interese en el estudio completo (a US$ 150 la copia), las principales lecciones que se pueden obtener son:

  • Los tres buscadores analizados tienen su triángulo dorado, el que entre otras cosas está apoyado por el uso de espacios en blanco, uso de fuentes tipográficas y las proporciones de la página; gracias a esos elementos se determina dónde está lo relevante del sitio.
  • Se plantea el tema del “aroma” de la información (information scent): mientras más parecidas son las palabras que ofrece el sitio a los términos que el usuario busca, más cerca está de hacer click en la página. Esta teoría se refiere a que tal como los animales buscan la comida por el olfato, los usuarios buscan la información a través de su parecido en cuanto a significado.
  • Rapidez de uso: se descubre que el usuario no pasa más de 8 a 10 segundos en una búsqueda; si no encuentra, sigue adelante. En este aspecto el “aroma de la información” hace la diferencia entre hacer o no click a un enlace.
  • El reporte entrega información acerca de cuál posición es la mejor, si uno desea comprar avisos en Google. De acuerdo al artículo de Encinar, la primera no es la mejor.
  • El reporte ratifica la ceguera de los usuarios a los avisos gráficos (banners), tema que ya había sido establecido en otros similares.

Si tuviera el dinero, de más que lo compraba. No está de más en todo caso preguntar si entre la audiencia… ¿alguien se anima a financiarlo?. Yo le ayudo a leer :-)

Escribe un Comentario

Tu correo electrónico nunca será compartido. Los campos requeridos están marcados con *

*
*