Hoy viernes y mañana sábado se reunirán en Viña del Mar y Santiago, respectivamente, el grupo de profesionales y técnicos que se identifican con la disciplina de la Arquitectura de la Información (AI).
Descrita como un arte y una ciencia, la comunidad que conformamos sus seguidores la vemos como la respuesta más adecuada a una tarea concreta: hacer que un sitio web funcione. Con eso no nos referimos exclusivamente a que no falle, o que tenga sus enlaces correctos, sino que a algo más relevante: que logre las metas de negocios que sus creadores se han planteado.
Para eso la trabaja con las herramientas necesarias para dar con dos materiales esenciales: saber para qué se hace un sitio web y entender a quién está dirigido. Con ambas respuestas correctas, el éxito está claramente asegurado.
En el caso chileno, además, contamos con la ventaja de tener una comunidad amplia de participantes, que se ha ido incrementando con el tiempo. Incluso ya hay varias empresas importantes que desarrollan sitios web, que incluyen la AI como parte de su metodología de trabajo.
Lo que falta es seguir avanzando y a eso ayudan seminarios como los de hoy y mañana, donde los principales exponentes del último tiempo se dan cita para mostrar lo que han hecho. A ellos se agregan, por primera vez, exponentes de la industria y la academia que han enviado papers que han sido juzgados por connotados profesores y que se han ganado su derecho a ser mostrados ante los asistentes.
Por último, que importantes universidades como la Católica de Valparaíso, Católica de Chile, de Chile y Técnica Metropolitana puedan mostrar cátedras en las que se enseña la AI, son un reflejo más de lo que se ha caminado desde que a fines de 2003 organizáramos el primer seminario de este tipo.
Sólo queda pedir a los que asisten y a los interesados en el tema que sigan perseverando, para que la disciplina crezca y podamos ver en sus frutos (buenos y eficientes sitios web) la demostración del peso que puede llegar a tener las buenas prácticas que la AI le ofrece a este mercado.

Escribe un Comentario

Tu correo electrónico nunca será compartido. Los campos requeridos están marcados con *

*
*