Confieso que veo mucha y poca televisión. Mucha en Internet: desde YouTube y TED hasta Cuevana. Poca, en las pantallas tradicionales.

Entonces, desde hace un tiempo ando pensando en qué hacer para balancear esto y devolver a la TV al lugar al que pertenece, es decir al aparato que es el más apropiado para verla, es decir el propio televisor. El problema no obstante, es doble: por un lado no cuenta con un sistema operativo que ayude a hacer cosas más interesantes y por otro, es limitado ya que sólo es un espacio de exhibición que no cuenta con atributos de inteligencia que apoyen alguna actividad más interesante.

La app para iPad de Comcast

La app para iPad de Comcast

Por eso he visto con interés la aparición de algunas señales en este sentido. Por ejemplo, desde la aparición del iPad, lo vi como el gadget más adecuado para ver televisión. Me lo imaginaba como el aparato adecuado para hacer micro-zapping, sin perder la capacidad de seguir viendo en la TV, el programa que me interesara. Esto que era pura imaginación, ya es un producto gracias a Comcast, un proveedor de cable en Estados Unidos, que tiene una aplicación que permite hacer lo que me imaginaba: ver programas bajo demanda vía una conexión WiFi, buscar en listados de programas, cambiar canales en el televisor, programar la grabación de programas.

Sin embargo, aún falta para avanzar hacia el modelo de televisión que imagino. Falta la “capa social”. Es decir, la capacidad de que lo que estoy viendo en la pantalla “sepa” que mis amigos también lo están viendo y que gracias a eso, se pueda compartitr en el televisior lo que pensamos, lo que opinamos. E incluso, que el propio aparato nos sugiera otras cosas para ver, en la que haya más personas de mis redes sociales viendo algo que me podría interesar.

En este sentido, se podría aplicar lo que, de acuerdo a Mashable, está ofreciendo la empresa Ticketmaster para la venta de entradas en ciertos eventos en Estados Unidos. Se trata de mostrar junto al mapa de los asientos del lugar del evento, los nombres de las personas que los ocuparán utilizando sus identidades digitales de Facebook. Gracias a eso, es posible ver con anticipación quiénes de mis amigos en la red social asisitrán y dónde estarán, ya sea para acercarme (o alejarme) de ellos.

Plano del recinto ofrecido por Ticketmaster, vinculando los asientos con las identidades de los usuarios en Facebook.

Plano del recinto ofrecido por Ticketmaster, vinculando los asientos con las identidades de los usuarios en Facebook.

Como se ve, ya está el camino la TV que quiero. Falta un poco de emprendimiento, tecnología y buenas ideas para que ocurra. Entonces, claramente, volveré con alegría al televisor.

4 Comentarios

  1. Escrito 31 agosto 2011 a las 16:11 | Enlace permanente

    Yo creo que pronto la internet reemplazara a la television en todos los aspectos. Asi que mejor comenzar a ver la tele desde la laptop jeje

  2. gaby
    Escrito 1 septiembre 2011 a las 17:59 | Enlace permanente

    para ideas checa esto http://on.fb.me/pdi2i23

  3. Angelique Basurto
    Escrito 2 septiembre 2011 a las 13:10 | Enlace permanente

    No sé, siento que lo de los asientos y FB podría traer problemas de privacidad. Tal vez me equivoco… chequénse esto, está chido como propuesta y de paso, voten por el mío no? jejeje ¡Saludos! http://on.fb.me/pdi2i23

  4. Escrito 12 octubre 2011 a las 19:03 | Enlace permanente

    La TV no la ve casi nadie ha sido sustituida por Internet.

Escribe un Comentario

Tu correo electrónico nunca será compartido. Los campos requeridos están marcados con *

*
*